Mostrando entradas con la etiqueta mensajes de correo. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta mensajes de correo. Mostrar todas las entradas

Ancla un mensaje en la parte superior de la bandeja de entrada de Outlook

La gestión de nuestro correo electrónico puede resultar un auténtico caos, sobre todo si recibimos una gran cantidad de correo al día y usamos el correo para trabajar. No es raro que perdamos algunos correos importantes o nos olvidemos de contestarlos.

Para que no se nos olvide contestar a los correos importantes, o para que no perdamos los correos que podemos necesitar más tarde, Outlook dispone de una opción que nos permite anclar los correos al principio de la bandeja de entrada.


Si usamos esta opción con un correo, Outlook lo coloca de forma automática en el primer lugar de la bandeja de entrada. Si usamos esta opción con varios correos, éstos irán a las primeras posiciones, siguiendo el orden en que fueron marcados.

Marcar un correo para que quede en el primer lugar de la bandeja es tan sencillo como poner el cursor encima del correo que queremos destacar, momento en el cual veremos que aparecen unos iconos entre el remitente y el asunto.

De entre esos iconos, pinchamos en que se asemeja a una bandera. Con un click veréis como el correo se va al principio de la bandeja de entrada. Podemos hace esto con todos los correos que queramos.

Si marcamos muchos y nos molestan, tenemos un botón que nos permite ocultarlos y mostrarlos a voluntad.

Reglas para ordenar mensajes en Outlook

El usuario estándar de Outlook desconoce muchas de sus opciones, y la verdad es que es una pena, ya que hay algunas opciones muy útiles, como por ejemplo las reglas para ordenar mensajes, que nos permite hacer con ellos lo que queramos.

Para entrar a estas reglas hay que hacer click en el icono del engranaje, y una vez allí buscamos la opción Reglas para ordenar nuevos mensajes. Una vez en la pantalla para ordenar los mensajes, veremos que las opciones que se nos presentan son casi infinitas.


En la pantalla se nos muestran todas las reglas que tenemos activas en este momento, y también el botón para eliminar. Si no tenemos ninguna regla podemos añadir alguna pinchando en el botón Nuevo.

Lo primero es indicar a qué mensajes aplicamos la regla. Podemos aplicar la regla por la dirección del remitente, por el asunto, si el mensaje tiene adjuntos, etc. Además, podemos indicar que la regla se aplique, por ejemplo, porque el asunto tenga la palabra para, o cualquier otra que se nos ocurra.

En la parte de abajo elegimos la acción que queremos aplicar. Entre ellas está la de reenviar, eliminarla, moverla a una carpeta, ponerle una etiqueta, marcarlo, moverlo a leídos, y así un sinfín de opciones.